moda femenina 2012

Venezuela es el país más violento de América del Sur y uno de los más inseguros del mundo. Solo en el primer trimestre de este año se registraron 3 400 homicidios. En 2012 hubo 16 mil asesinatos. (MEVO con EFE)

El ‘aterrizaje’ bursátil de la compañía del águila es incluso amable si se compara con el 32,7% abajo que cotizan las acciones de Aéropostale en comparación con su último precio del año 2012. Cada uno de los títulos de la cotizada de Nueva York puede comprarse ahora por poco más de 8,75 dólares. Hace ocho meses, habría que haber desembolsado casi 14,00 dólares por convertirse en accionista de la más pequeña de entre sus comparables en Wall Street.

Los números de emergencia en las compañías de telefonías también deben tenerse a la mano: Digitel 112, Movilnet *1 y Movistar 911. De acuerdo con su programa, la filosofía de defensa es que el botín que se pueda llevar el delincuente sea de poco valor y que los medios sean costosos.

Tanto era el interés en esa zona, que en 2000 ya no eran cinco o siete los locales, sino 70. “Fue la época en que llegaron las discos pequeñas, que querían imitar a la Kasbah pero a precios más módicos”, recuerda el diseñador de alta costura José Cardoch, quien vivió en el barrio entre 1974 y 2012. “Entonces ahí quedó la crema. Empezó a llegar Pedro, Juan y Diego. Ya después eran choclones los que querían entrar a los locales”, agrega.

Su nombre fue sinónimo de fiesta, y de mucha. En los 80 empezó tímidamente, con locales como el Red Pub, el New Orleans y el Brannigan’s. Y durante los 90, a este barrio, que buscaba imitar a la ecléctica Bourbon Street de Nueva Orleans, llegaba la juventud de la zona oriente de la capital que se rendía a la incipiente cultura gastronómica de este lugar y a la moda de “ir de cocteles”.

Sin embargo, estos mecanismos no son suficientes para garantizar la seguridad, señala Jorge López, experto en seguridad. Indica que no todos los arcos evitan daños a embarazadas o marcapasos, y que además los locales deben tener un sistema de alarma con botones de pánico en áreas sensibles.

Deja un comentario